Consultorio 4: Ganar amplitud en un ático con terraza

1 Shell Chair, Doméstico Shop  2 Mármol negro marquina  Print Botanical no.1, Cocolapine 
4 Mesa de comedor Jean Prouvé, Domestico Shop  5 Tirador de cuero, Superfront  6 Aparador Walrus, Domestico Shop  
7 Sofá Couch Dreamer, Pop & Scott  8 Pendant Lamp a330s, Artek  Ipnos Lamp, Flos  10 Casper Stool, Modus


Muchas veces (más de las que nos gustaría) tropezamos sin querer con casas de esas que todo el mundo conoce y vive, o ha vivido, en ellas. Casas convencionales, con distribuciones fáciles que permiten que cualquier posible comprador pueda sentir que cumple con sus requisitos mínimos.

Así, cuando Mayca nos envió el plano de su ático, supimos al instante que pertenecía al grupo anterior. Sí, la casa funcionaba, no podríamos decir que no estuviese bien distribuida, pero algo fallaba y ella se había dado cuenta (¡bien!).

Para que entiendas mejor a qué nos referimos, te pondremos en situación. El piso de Mayca no es pequeño, pero tampoco muy grande para tener tres dormitorios y un baño (a los que se accede desde un pasillo), vestíbulo, cocina y salón-comedor; este último conectado con una gran terraza. Como podrás imaginar, todas las estancias muy diferenciadas entre sí, cada una con su puerta, cada una con sus cuatro tabiques. Sin relaciones visuales ni espaciales que las cosan...

¿Podría ser tu casa? ¿La de algún familiar o vecino? Seguro que sí…
Con esto no queremos realizar una crítica gratuita, sino hacerte ver que la mayoría de las veces vivimos y sentimos espacios que, por hábito, creemos perfectos pero pueden mejorar y volverse especiales; creados para ti y tus necesidades concretas. En resumen, lo lógico sería que se adaptaran a ti y no tú a ellos, que es justo lo que buscamos en Hulahome y lo que proponemos para este ático.

Además, a la distribución espacial que acabamos de describirte debemos sumar un último ingrediente: Mayca vive con sus dos niños y su marido. Y su casa le agobia.

Para solucionarlo, tomamos las siguientes decisiones:

  1. Concentrar todas las habitaciones en la fachada opuesta a la terraza, reduciéndolas en superficie (siempre apostamos por habitaciones más pequeñas y salones más grandes para favorecer la relación entre los miembros de la familia de modo que los dormitorios se conviertan en lo que son, espacios de dormir y no de estar).
  2. Suprimir el pasillo. Esa habitación en la que no se puede estar ni hacer nada, de la que, si se puede, es mejor prescindir.
  3. Abrir hacia la terraza las áreas estanciales de la casa -salón, comedor y cocina-, de forma que ganen metros cuadrados y permitan crear esa sensación exterior-interior que tanto nos gusta y tan bien funciona, como ya vimos en el Consultorio 3.

Una vez aplicada la “estrategia” podrás comprobar que el resultado no tiene nada que ver con el punto de partida: se ha ganado amplitud en aquellas zonas que más lo necesitaban, y se ha reducido donde no hacía falta.
Por último, antes de mostrarte la planta final, te contamos los demás puntos que nos han ayudado a mejorar el espacio:
  • A Dar la vuelta a los armarios, de forma que no ocupen espacio dentro de la habitación y esta cuente con una pared libre para albergar otro uso (en este caso, cabecero). En un principio puedes verlo extraño, pero te aseguramos que funciona, sobre todo si las puertas son de carpintería a medida y dialogan con las correderas que dan acceso a las habitaciones (no somos los únicos que proponemos una solución de este tipo, en Casa Mariano también puedes encontrarla).
  • B Separar la zona de lavabos del resto del baño. En una casa donde los metros son justos y no merece la pena hacer un segundo aseo, esta solución permite que más miembros de la familia puedan emplear el baño a la vez, ¡agilizando así las mañanas!
  • C Abrir el vestíbulo al resto de la vivienda, de forma que este sea un espacio con interés. Es decir, conseguir que cuando se abra la puerta de acceso a la vivienda, no desembarques en una mini habitación oscura llena de puertas, sino en una estancia más de la casa, con vistas diagonales hacia el comedor y la terraza.
  • D Trabajar las relaciones entre los espacios estanciales. Como verás en el plano, hemos creado una bonita concatenación entre cocina, comedor y salón sin necesidad de separación física, que aumenta ópticamente el tamaño de estas áreas.
  • E Crear una zona de estar para los niños, a un lado del salón, que compense el menor tamaño de sus habitaciones. Se reserva una zona de “aire” a la izquierda del sofá, delante de los dormitorios de los hijos de Mayca, para que ellos también dispongan de una zona propia, mucho más libre, para sus juegos.
Para acabar, y como ya sabrás si nos lees a menudo, hemos seleccionado algunos objetos que te ayudarán a hacerte una idea del carácter y la decoración que nos imaginamos para los rincones más especiales. Seguro que al menos uno te sonará del último post :)

¿Qué te parece la vuelta que le hemos dado a esta vivienda? ¿Crees, como nosotros, que la casa debe adaptarse a sus habitantes y no al revés?

Esperamos que te haya gustado y, si tienes cualquier duda, pregúntanos y la resolveremos encantados.

H

Planos vía Hulahome

2 comentarios :

  1. Me ha costado reaccionar de la emoción, de cómo habéis dado la vuelta al ático para adaptar las estancias a nuestra familia y no al revés. Estoy sorprendida y encantada con el cambio. Es fabuloso. Muchas Gracias. Ahora sólo queda poder afrontar el gasto de la reforma, empezaré por pedir presupuestos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias a ti por confiar en nosotros dejando tu casa en nuestras manos! Ha sido un bonito reto que hemos disfrutado un montón! :)

      Eliminar